Pepita Avellaneda. El misterio de una leyenda del tango

Posted on 13/11/2012

0


Muchos historiadores de tango han tratado de determinar quién fue la primera mujer que grabó un tango y al no haber mucha información veraz al respecto, siempre se tuvo la duda si fue Pepita Avellaneda (Josefa Calati 1875 – 1951).

Corista y bailarina en el Teatro de Variedades y en el Armenonville, también cantó coplas en los comienzos del siglo XX. También actuó disfrazada de gaucho junto a Florencio Parravicini en 1905 y 1906, en breves piezas escritas por Ángel Villoldo.

En su haber existe un intento de suicidio por iontoxicación.

Varios diarios de la época la mencionan como bailarina y ninguna como contante y siempre actuando en el Teatro de La Comedia, en donde su pareja (Antonio Reynoso) era el director de la orquesta.

 

Hoy Pepita Avellaneda figura en varias antologías tangueras aunque no existan registros de ella, ni en diarios ni en ninguna compañía discográfica, lo que no permite demostrar si alguna vez cantó tangos o sólo fragmentos en obras teatrales. De ser así, la primera mujer en cantar tangos reconocidamente fue Andrée Vivianne.

Anuncios
Posted in: Uncategorized